Los beneficios del láser de Diodo

Nuestro láser de Diodo es de última generación en cuanto a: intensidad, potencia, longitud de onda más larga, pulso progresivo no continuado, luz monocromática y un sistema patentado de criógeno que enfría la zona donde se actúa y protege aún más la epidermis.

Al ser de luz monocromática, los fotones que componen este haz de luz van todos en la misma dirección, focalizándose directamente sobre la melanina del folículo piloso que es más oscura que la de la piel, siendo así el riesgo de quemaduras de la piel, casi improbable.

Al llegar a profundidades subdérmicas por su longitud más larga el haz de luz de este láser genera una energia que transformada en calor a esa profundidad destruye por completo el bulbo piloso por lo que está recomendada tanto para pieles oscuras como para vello más claro.

Al ser más efectivo disminuyen las sesiones necesarias hasta hoy con otros lásers, de todas maneras el núm de sesiones y el intervalo entre una y otra depende de las características físicas de cada persona (color de piel, edad, zona a tratar,…).

En los hombres el tratamiento es diferente ya que tiene un nivel hormonal mayor y el crecimiento del pelo está activo durante más años.